29 de Enero de 2021 | Destacado Noticias

La Universidad, que asumió la presidencia del Consejo de Inclusión del CRUV durante dicho año, desarrolló capacitaciones en lengua de señas chilena, cursos en temáticas TEA, conversatorios y actividades con establecimientos educacionales.

Avanzar hacia una sociedad más inclusiva además de proporcionar nuevas competencias en esta linea a nivel interuniversitario, son los motores  de la gestión del Área de Inclusión de la Universidad Técnica Federico Santa María y del Consejo de Inclusión de las universidades del Consejo de Rectores de Valparaíso (CRUV); entidad que desarrolló exitosamente una nueva versión de los Cursos Interuniversitarios de Inclusión 2020.

La institución fue la encargada de presidir el Consejo de Inclusión del CRUV durante dicho año y, gracias a esa gestión, el área consolidó capacitaciones como el Curso Interuniversitario de Lengua de Señas, certificado por el Consejo de Rectores y el Centro de Estudios y Capacitación para Sordos de Valparaíso; capacitaciones a docentes de la Universidad en temáticas relativas al Trastorno del Espectro Autista (TEA) y Diseño Universal para el Aprendizaje (DUA).

Respecto a los aportes y los avances en materia de inclusión universitaria, la encargada del área en la USM y presidenta del Consejo de Inclusión del CRUV, Marcela Liberona, señaló que el obetivo de esta entidad es desarrollar y promover la cultura inclusiva dentro de las comunidades universitarias, “proponiéndonos la mejora de la calidad de la vida estudiantil e instalar en la comunidad educativa la inclusión y la igualdad de oportunidades”.

A modo de balance, Liberona destacó que “la presidencia de la USM el 2020 en materia de inclusión, priorizó responder rápidamente a la necesidad de operar telemáticamente. Entre las fortalezas del trabajo durante el pasado año, destaco el trabajo colaborativo entre las universidades y el gran aporte de los colaboradores de la USM; así como el uso de tecnologías para asegurar la presencia en las plataformas y las redes sociales, e igual de importante, la alta convocatoria en los cursos”.

Otras de las actividades realizadas fue la capacitación para estudiantes de las cuatro instituciones que componen el CRUV (USM, UV, PUCV, UPLA); el Primer Conversatorio de Estudiantes del Espectro del Autismo, en el que trataron las diversas experiencias de estudiantes TEA en la vida universitaria; además de la tercera versión de la Jornada de Inclusión del CRUV, junto a la Seremia de Educación de Valparaíso, la que se desarrolló con el objetivo de informar los diversos apoyos y acompañamientos para los estudiantes con estas condiciones.

“Como Encargada de Inclusión de la USM Casa Central y a cargo de la presidencia de la Comisión de Inclusión del CRUV, estoy tremendamente agradecida del apoyo de los rectores, de la gestión estratégica de todas las encargadas de inclusión de la comisión y, especialmente, de todas las comunidades que demostraron gran interés en relevar el tema de la plena inclusión en igualdad de condiciones para todas las personas”, finalizó Marcela Liberona.

Ver más noticias